La anorexia y bulimia también conocidos como anorexia nerviosa y bulimia nerviosa inician comúnmente entre la edad de los 12 a los 18 años de edad, afectando comúnmente más a la sociedad femenina, los especialistas comentan que por cada 10 mujeres hay un hombre que lo padece.

Beth Cowan, de 19 años de edad y residente en la ciudad de Chester-le-Street del condado de Durham, al noreste de Inglaterra, ha conseguido vencer a la anorexia y la bulimia que padecía desde que tenía 16 años.

Estos trastornos alimenticios deben detectarse a tiempo y con una atención temprana ya que si no es así puede ocasionar en poco tiempo hasta la muerte.

Amalie Lee, noruega de 20 años, ha compartido fotos en las redes sociales en las que cuenta cómo se recuperó de la anorexia. En su blog, documenta su recuperación y ha colgado fotos en las que se la ve comiendo donuts, crepes y helado. Tiene ya 50.000 seguidores en Instagram.

Las personas que tienen anorexia en su mente sienten mucho miedo por engordar mismas que vomitan la comida ya que piensan que su cuerpo no está bien ante ellas mismas o la sociedad.

Los adolescentes sufren tanto emocionalmente que comienzan una dieta extrema, ayuno y ejercicio físico en exceso.

Tenga cuidado cuando su hijo o hija come poco o se lleva la comida para comérsela a solas ya que eso puede ser signo de que tira la comida en el escusado o en algún lugar para comer poco.  Para ellos comer se convierte en una obsesión.

Por su parte la bulimia es comer sin control y en exceso para después provocar el vómito o el ejercicio en exceso. Generalmente comen comida chatarra y el vómito lo hacen generalmente a escondidas y dos o tres veces por semana.

Lydia Davies tenía 18 años cuando llegó a la universidad y se sumó entusiasmada a la vida estudiantil. Los excesos la sumieron en una vida desordenada que la hundió en la anorexia. La joven que ahora tiene 23 años ha contado en un libro cómo llegó a bajar drásticamente de peso al solo consumir 13 calorías al día.

Ambas enfermedades requieren tratamiento con especialistas como con nutriólogos, psicólogos y el amor y comprensión con la familia. Ambas enfermedad deben tratarse lo antes posible para que haya una rehabilitación integral.

La navidad y el año nuevo son épocas del año bastante complicadas para personas que sufren de un trastorno alimenticio, el comer implica culpa, remordimiento y muchas otras emociones que hacen aislarse del entorno familiar de las fechas. Es por ello que te recomendamos acercarte con un profesional que te escuche.

La británica Megan Jayne, de 22 años, estuvo al borde de la muerte cuando la anorexia la dejó con solo 28 kilos de peso y un cuerpo esquelético y postrada en la cama.

¡Sonido de la Esperanza puede ayudarte! Si sufres de algún problema alimenticio ponte en contacto con nosotros y con gusto te ayudamos para canalizarte con un profesional.

Escríbenos a cabina@radiosoh.com

 

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios