Arreglando el baño de su casa encontraron un tesoro arqueológico de 2.500 años de antigüedad

(foto:lr21.com)

Comenzó todo con el arreglo del baño de la casa debido a la humedad que una familia de Lecce, Italia, emprendió por sí misma para disminuir los costos de rehacer a nuevo pisos y paredes. Pero cuando comenzaron a picar descubrieron que algo mucho más antiguo que la pared, se ocultaba detrás de la mampostería, y han sacado ya las suficientes piezas prerrománicas y de otros orígenes como para montar un museo en el lugar, y piden a las autoridades que les respalden en la iniciativa.

(foto:lr21.com)
dale click a la foto para ampliar

 Según relataron a BBC Mundo, el padre de familia –Luciano- tenía alquilada la casa desde hacía más de veinte años; pero los inquilinos se cansaron de luchar contra las humedades y un día abandonaron la finca. Corría el año 2000 y Luciano Faggiano, pensó que podría reformar lo suficiente la casa que tenía hasta entonces arrendada, convirtiéndola en una trattoria. Decidió que la única forma de solventar la reforma que tenía por delante –donde el baño era solo una parte- era encargarse él mismo del asunto.

Pidió a sus tres hijos varones que lo ayudaran con la idea “pero apenas comenzamos a romper las paredes de aquella casa nos dimos cuenta de que había algo distinto y pronto dejamos de preocuparnos por la tubería: comenzamos a excavar y encontrar más cosas”, relató Andrea, uno de los jóvenes a la BBC.

De trattoria a museo arqueológico reconocido

Lo que podría haber sido un simple encuentro con la historia, con los días se convirtió en pasión, en tanto la familia se vio ante osarios, cuartos, aljibes, despensas, adornos evidentemente antiguos, y las excavaciones no paraban de arrojar trozos cerámicas, monedas, restos de telas. Con el tiempo el asunto llegó a oídos de las autoridades que se presentaron para cerrar la excavación, hasta tanto alguien entendido se hiciera cargo.

Pero el pater-familia se dio cuenta que el Estado no pensaba que además de arruinarle el negocio de la trattoria, tampoco le daba rédito alguno por lo que para ese entonces era un pozo sin fondo de arqueología múltiple. Así acordó con la Municipalidad, que se encargarían ellos mismos de la excavación bajo el ojo de los expertos que el Estado nombrara. Seis años desde entonces, ahora la trattoria ha dejado paso a un futuro museo, en tanto la primera “exposición de los Faggiano”, -una muestra con lo mejor entre 5.000 piezas halladas- se ha convertido en uno de los paseos más populares turísticamente de Lecce.

LaRed21 – www.lr21.com

Redacción Radio SOH

redaccion@sohnetwork.com

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios