El 12 de febrero a las 15:00 horas, los abogados defensores del ex presidente Donald Trump para la destitución, terminaron su debate de tres horas en el Senado del Congreso y resumieron sus declaraciones. Los abogados denunciaron que el planteamiento del gerente demócrata del impeachment es una cacería de brujas política y una manipulación del discurso de odio contra Trump, y mostraron vídeos de demócratas utilizando palabras de odio en sus discursos.

El debate de los abogados el viernes, se centró en la idea de que el discurso de Trump no incitó a la gente a asaltar el Congreso y hablaron del vídeo cuidadosamente editado por los demócratas, que según ellos era en realidad una tropelía política.

Durante la reunión, los abogados de Trump reprodujeron decenas de vídeos que mostraban a algunos de los senadores demócratas que formaron parte del jurado utilizando palabras de odio para motivar a los oyentes en discursos contra Trump o en apoyo a los manifestantes de izquierdas del año pasado.

Tras la reproducción del vídeo, el abogado de Trump, David Schoen, señaló a los senadores y al gerente del impeachment, les dijo que “dejaran la hipocresía”. Los abogados argumentaron que el juicio político era inconstitucional, que Trump estaba protegido por la libertad de expresión y que no tenía intención de incitar a una revuelta mortal.

El abogado defensor Michael van der Veen dijo que el caso “supone una grave amenaza para la libertad de expresión de los dirigentes de los partidos en todos los niveles del gobierno”.

El equipo de defensa de Trump no utilizó las 16 horas de su tiempo de presentación, la mayoría de los senadores dijeron que su posición era clara. El caso del impeachment se está cerrando a un ritmo acelerado, y es casi seguro que Trump será absuelto.

Muchos legisladores republicanos observaron atentamente la defensa de los abogados de Trump el viernes. La defensa en cuestión fue elogiada por la senadora Lisa Murkowski, republicana de Alaska, diciendo que “ejecutaron una buena defensa hoy”; argumentando que las primeras dos horas “fueron bien arregladas”. Los demócratas no quedaron impresionados.

Antes de eso, los gestores demócratas del impeachment en la Cámara de Representantes pasaron dos días tratando de vincular a Trump con la violencia, pero algunos legisladores dijeron que el enfoque en cuestión resultó ser un fracaso.

El senador James Inhofe, republicano, dijo que cuanto más se prolongan los argumentos de los gestores demócratas, sus esfuerzos pierden fuerza y “es lo mismo una y otra vez” y “cuantas más veces se oye, menos credibilidad se tiene”.

Tras no haber conseguido el apoyo de dos tercios del Senado en votaciones anteriores, los demócratas publicaron el jueves 11 de febrero una propuesta para censurar a Trump por los ataques del Congreso y están buscando apoyos.

Editor: Zhang Lily

Corresponsal: Ling Shan

Versión en chino: https://m.soundofhope.org/post/473888

 

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios