Juez Castro pide juicio para la Infanta Cristina, su esposo Urdangarin y Jaume Matas

“Todo todo indica que Doña Cristina de Borbón y Grecia debió participar activamente, como no puede ser de otro modo”, dice el auto fechado el 25 de junio de 2014.

El juez José Castro tras tres años de investigación resolvió reclamar la apertura de un juicio contra la Infanta Cristina, hermana del Rey de España, citando una gran cantidad de compras irregulares que hizo a través de su empresa Aizoon, que compartía en 50 por ciento con su esposo, Iñaki Urdangarin, también acusado por delitos de apropiación de dinero de la Hacienda Pública.

El juez incluyó además al ex socio Diego Torres, su mujer Ana María Tejeiro y el ex presidente de las Islas Baleares Jaume Matas, entre otra decena de personas involucradas, según el documento del Juzgado de Instrucción Número Tres, fechado el 25 de junio. (Auto1) (Auto2 aportado por el medio ABC)

Urdangarin y Torres fueron imputados el 31 de diciembre de 2011 por desviar €5,8 millones a través del Instituto Noos. La investigación derivó más tarde al conocimiento de numerosas empresas de los autores y una red por donde fluía el dinero.

Quedaron fuera de la causa el secretario de las infantas, Carlos García Revenga y el vice alcalde de Valencia, Alfonso Grau.

El documento señala que “se desprende que Don Iñaki Urdangarin….y Don Diego Torres…puestos de común acuerdo al objeto de rentabilizar económicamente hasta donde les fuera posible ante entidades privadas e instituciones Públicas el área de influencia que se derivaba del parentesco del primero con la Casa Real, surgido a raíz de su matrimonio con Doña Cristina de Borbón y Grecia….aprovechando en unos casos entidades previamente constituidas y creando al efecto otras nuevas, llegaron a construir el entramado societario que dirá con la indispensable colaboración de las personas que…”, entre los párrafos iniciales.

El juez citó las numerosas empresas creadas por los socios incluyendo Aizoon, iniciada el 11 de febrero de 2003. En el año 2005 esta razón social compartió el mismo domicilio a las otras empresas en la calle Balmes 224 piso 4 de Barcelona.

El documento cita incluso la declaración de Don Joaquín Boixareu que acusa a Urdangarin por pedirle que instituyera una empresa para que no figurara su nombre. A su vez un amplio detalle de las facturas irregulares que relacionan a la Infanta ocupan numerosas páginas del mismo.

“Ya que todo todo indica que Doña Cristina de Borbón y Grecia debió participar activamente, como no puede ser de otro modo, en la organización y presupuestos de esos eventos de inconstestable afección personal, si ella no los abonó de su propio peculio y debiera saber que tampoco lo hizo su marido, no pudo pasársele por alto que lo fueron por la entidad mercantil participada por ambos”, dice el auto.

Según la prensa española, “no hay sorpresa, tal como se especulaba, el magistrado mantiene el nombre de la hermana menor del Rey en el auto de transformación de procedimiento abreviado conocido hoy y que pone final a la instrucción del ‘caso Nóos’”, informó hoy el Diario Sur.

Solo la Audiencia Provincial de Palma puede salvar a la hermana del Rey de enfrentarse a un juicio y posible cárcel.

Por Anastasia Gubin – La Gran Época

redaccion@sohnetwork.com

 

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios