La vida peligra por el calentamiento global

Con la elevación que la temperatura de las aguas registró desde 1999 hasta el presente, la población de fitoplancton, alimento principal de los peces, se reduce drásticamente.

Este hecho alarmante, registrado mediante imágenes satelitales de la NASA, no representa solo un problema más a la pila de inconvenientes que el calentamiento global genera, sino que podría tratarse de un punto de vital importancia para la supervivencia de la comunidad entera de peces y la debalce del principal estabilizador de anhídrido carbónico (el fitoplancton).

Fitoplancton

El primero de los efectos dominó causados por la disminución del fitoplancton, parece tener el agravante de hallarse en un círculo vicioso: a menor población de fitoplancton, mayor aumento de la temperatura marina, y a mayo aumento de esta, menor capacidad de reproducción del fitoplancton. Además, la perfecta armonía del sistema ecológico marino, tiende a desequilibrarse en cuanto solo unas pocas especies desaparecen, teniendo como efecto menos deseado, la desaparición de una mayor parte de la ecología acuática.

Según la popular publicación científica “Nature”, para el año 2050 (poco menos de cuatro décadas), nuestros hijos podrían haber perdido para siempre la capacidad de conocer las sardinas, atunes y muchas otras especies de peces, debido a la alta probabilidad de que la fauna marina haya declinado irreversiblemente por el efecto invernadero.  

redaccion@sohnetwork.com

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios