Orangutanes resuelven problemas con astucia

Otro ejemplo más dentro del orden de los primates, en el que la inteligencia asombra a los científicos.

Inspirada en la fábula del cuervo sediento de Esopo, una investigadora del Instituto de Antropología Evolutiva de Leipzig, Alemania, puso a prueba a nueve ejemplares de orangután, para observar si esta especie era capaz de resolver problemas de abstracción básica.

Algo similar al problema al que se enfrentaba el cuervo de la mitología, que debía obtener el agua desde el fondo de una tinaja arrojando cantos rodados para elevar su nivel, los orangutanes de la investigadora Natacha Méndez fueron tentados a obtener un maní flotante, dentro de un tubo de agua al que los mamíferos no podían acceder con la mano, ni herramientas.

Dotados únicamente de una fuente de agua, los orangutanes hicieron uso de una sorprendente astucia animal para resolver el problema: llenar la boca con agua y escupirla dentro del tubo para elevar su nivel.

El resultado, publicado en Biology Letters, muestra que los primates poseen cierta capacidad de abstracción, ya que el test implica que estos imaginen como el agua (y no un palo u otro elemento sólido) puede lograr que el maní flote cada vez más alto hasta ser conseguido.

Además, una vez resuelto el problema, los orangutanes realizaron la proeza cada vez más rápido. Cuando en la etapa inicial todos tardaron cerca de diez minutos en hacerse con el maní, tras repetidos intentos redujeron este tiempo a solo treinta segundos.

La habilidad de los simios ya había sido observada con anterioridad en su hábitat natural, cuando un grupo de gorilas hembras hizo uso de varillas de madera para medir el nivel de agua de un río y determinar si era seguro de cruzar o no.

Te puede interesar:

Por Leonardo Vintiñi

redaccion@sohnetwork.com

 

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios