Parlamento de Canadá aprueba petición contra sustracción forzada de órganos en China

El periodista Ethan Gutmann (centro) y el Dr. Damon Noto (derecha), representante de DAFOH, hablando con el Diputado Tyrone Benskin congresista del Parlamento Canadiense (foto: es.minghui.org). da click para ampliar la imagen.
Se cree que entre medio millón y un millón de practicantes de Falun Gong están encarcelados en este momento.

OTTAWA – Durante la reciente visita del primer ministro Stephen Harper a China, la Subcomisión de Derechos Humanos Internacionales aprobó por unanimidad una petición de condenar la práctica de sustracción forzada de órganos del régimen chino a presos de conciencia.

La petición, que fue aprobada el 6 de noviembre, declaró que el subcomité “expresa su profunda preocupación por los informes persistentes y creíbles de la sistemática sustracción de órganos sancionada por el estado de presos de conciencia y  miembros de grupos religiosos minoritarios y étnicos sin su consentimiento en la República Popular de China”.

Además, “condena y pide el fin inmediato” a esta práctica.

También insta al Gobierno a “desalentar y prevenir a los canadienses de participar en el turismo de trasplantes, donde los órganos no se han obtenido de una manera ética, segura y transparente”.

Anteriormente, el Comité había celebrado dos audiencias durante las cuales los investigadores presentaron evidencias de la sustracción forzada de órganos a practicantes de Falun Gong y otros grupos perseguidos en China.

A principios de este año, el abogado internacional de derechos humanos David Matas y el ex secretario de Estado, David Kilgour presentaron 52 tipos de pruebas en las que los prisioneros de conciencia de Falun Gong en China están siendo asesinados por sus órganos.

En octubre, el comité lo escuchó del autor e investigador Ethan Gutmann y del Dr. Damon Noto de la ONG médicos contra la sustracción forzada de órganos.

Noto señaló que se han realizado varias investigaciones sobre sustracción ilegal de órganos en China, y todos los resultados “han señalado la utilización de presos de conciencia como la principal fuente de órganos, con los practicantes de Falun Gong abarcando la gran mayoría”.

“Si sigue la línea cronológica del auge de trasplantes en China y lo comparas con el inicio de la persecución a Falun Gong, que se produjo en 1999, las líneas cronológicas se corresponden casi exactamente”, dijo Noto al comité.

Gutmann, que puso siete años de investigación en su libro recientemente publicado “La Masacre: Asesinatos en masa, sustracción de órganos y la solución secreta de China a su problema con los disidentes”, cree que entre medio millón y un millón de practicantes de Falun Gong están encarcelados en este momento.

“Para el año 2008, aproximadamente a 65.000 practicantes de Falun Gong se les sustrajo sus órganos”, le dijo al comité.

Por Limin Zhou  – La Gran Época

Te puede interesar: 

 

redaccion@sohnetwork.com

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios