Un tribunal de Pekín ha suspendido la pena de muerte a cadena perpetua, quien fue culpada por el asesinato de Neil Heywood, un hombre de negocios británico en 2011 a quien supuestamente pidió ayuda para sacar una gran cantidad de dinero desde China y llevarla a Inglaterra.

Gu Kailai (Izq) y Neil Heywood (Der)

Su marido, Bo Xilai, el ex jefe del partido de Chongqing, fue encarcelado por corrupción y abuso de poder. En la corte, él le llamó a su esposa “loca y traidora”, entre otras cosas.

Gu Kailai fue condenada en 2012 por el asesinato del británico Neil Heywood, un hombre de negocios, quien la considera una “emperatriz implacable.” Heywood bebió un cóctel envenenado.

Durante el juicio a puerta cerrada que duro cinco días, se dijo que Gu había abusado de la influencia de su marido y que había solicitó sobornos sin su conocimiento, a su vez que tenía “asuntos personales” con gente allegada al partido comunista y gente de su marido e incluso se le relacionaban con asesinatos y abuso de poder.

El Tribunal Superior del partido sugirió que sea sólo cadena perpetua para Kailai, ya que había “mostrado arrepentimiento”, y agregó que ella no ha cometido ningún delito, sino su esposo.

Según fuentes externas ella había revelado todo lo que sabía acerca de los grupos allegados y la corrupción entre ella y su marido en Chongqing.

A su vez, Bo participó directamente en la persecución a la práctica espiritual Falun Gong, mientras era jefe de la ciudad de Dalian y la provincia de Liaoning.

Bajo el cargo de él y en la provincia de Liaoning tuvo la cuarta cifra más alta de muertos de seguidores de Falun Gong entre las 30 provincias y ciudades a nivel provincial, de acuerdo con el sitio web de Falun Gong, Minghui.

Bo Xilai detenido

Bo estuvo también involucrado en la sustracción de órganos de prisioneros de conciencia de Falun Gong.

redaccion@sohnetwork.com

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios