Las autoridades peruanas afirman que la vacuna china sólo tiene una eficacia superior al 10%. Los medios de comunicación de China continental prohíben la difusión de esta noticia

0
648
La televisión peruana revela que la eficacia de la vacuna hecha en china Sinopharm contra el virus del PCCH es de sólo el 11,5% (Fuente: captura de pantalla del vídeo)

La seguridad y la eficacia de la vacuna nacional contra el virus PCCH han sido criticadas por el mundo exterior. Recientemente, se llevó a cabo en Perú un ensayo clínico de fase III de una vacuna contra el virus del PCCH desarrollada por el Grupo Sinopharm de China, los medios de comunicación locales revelaron que su tasa de eficacia era sólo del 11,5%, muy por debajo de la tasa de efectividad que propagaba el PCCH, de casi el 80%, muy lejos del umbral del 50% establecido por la OMS. Tras la publicación de la noticia, el grupo Sinopharm desmintió los rumores, afirmando que los medios de comunicación peruanos habían sido mal informados. Sin embargo, los periodistas de los medios de comunicación oficiales del PCCH confirmaron que habían recibido una severa advertencia de no reproducir ninguna información negativa sobre la vacuna estatal contra el virus del PCCH.

El canal de televisión peruano Willax Televisión emitió la semana pasada una entrevista con el microbiólogo peruano Ernesto Bustamante, ex director del Instituto Nacional de Salud (NIH). Ernesto Bustamante dijo que la vacuna contra el virus comunista chino desarrollada por el Instituto de Productos Biológicos de Wuhan de Sinopharm tenía una tasa de eficacia del 33%, mientras que la vacuna contra el virus PCCH desarrollada por el Instituto de Productos Biológicos de Beijing de Sinopharm tenía una tasa de eficacia del 11,5%. Esta cifra no sólo está muy por debajo de la tasa de eficacia del 80% anunciada anteriormente por las autoridades chinas, sino también del 50% de eficacia que la Organización Mundial de la Salud y los organismos reguladores de todo el mundo suelen establecer como umbral de cumplimiento de las vacunas.

El PCCH se ha dedicado recientemente a la «diplomacia de las vacunas», pero los países que han recibido regalos o compras son en su mayoría países en vías de desarrollo, como África y América Latina, donde han habido casos de anomalías o muertes de sujetos en anteriores experimentos con vacunas realizados por el PCCH. La noticia de que los trabajadores chinos que habían recibido la vacuna se habían infectado con la enfermedad en países extranjeros hizo que los extranjeros cuestionaran la eficacia de la vacuna nacional. Los datos mencionados despertaron inmediatamente una gran preocupación y se convirtieron en varias publicaciones de los internautas que circularon por Internet.
Sinopharm se apresuró entonces a disipar los rumores, diciendo que los medios de comunicación peruanos habían sido mal informados y que se reservaría el derecho a exigir responsabilidades.

El Ministerio de Salud peruano emitió un comunicado en defensa de Sinopharm. La Oficina de Salud peruana citó el anuncio oficial del PCCH de que el ensayo en los Emiratos Árabes Unidos tuvo una eficacia del 79,34%, pero no dio información sobre el ensayo peruano de la vacuna.

Está claro que Perú ya ha realizado tres fases de ensayos sobre la vacuna china, pero en lugar de utilizar sus propios datos, citó datos extranjeros, lo que dio lugar a una discusión entre los internautas:

«El Ministerio de Salud peruano utilizó la tasa de eficacia del 79,34% (que se atribuye a los ensayos en los Emiratos Árabes Unidos) presumida por el Grupo Sinopharm y los resultados de la primera y segunda fases de ensayos clínicos para reafirmar la eficacia de la vacuna china. La gente está preocupada por los resultados del ensayo peruano, y parece que los datos son ciertos»

¿Los representante del pueblo de las dos sesiones de la asamblea nacional de china ya se vacunaron?, si supieran la tasa de efectividad es del 11% ¿qué pensarán ellos?”

El ministro de Sanidad es demasiado antipatriota para no creer en los ensayos clínicos en su país, pero sí en los Emiratos Árabes Unidos»,

«Por fin, en mi vida, veré los datos reales de la nueva vacuna de la medicina china».

Los medios de comunicación chinos advierten de que no deben publicar información negativa sobre las vacunas fabricadas en China

Radio Free Asia citó a un reportero de los medios de comunicación centrales diciendo que cualquier noticia negativa relacionada con las vacunas es muy sensible porque Beijing está impulsando la diplomacia de las vacunas en los países del tercer mundo. Se ha advertido a los medios de comunicación nacionales que no deben publicar ninguna información negativa sobre la vacuna nacional.

Según la Sra. Zhu, epidemióloga china de primera línea, es casi un secreto a voces que la eficacia de las vacunas nacionales está en duda, pero nadie puede decir nada. Incluso dentro del sistema centro de control de enfermedades (CDC) de China, la mitad de la población se ha negado a recibir la vacuna contra la nueva corona virus. Advirtió que no se recomienda que las personas mayores o con enfermedades crónicas reciban la vacuna nacional.

La Sra. Zhu dijo: «Se aconseja a los ancianos que no se vacunen, es mejor si no tienen una enfermedad crónica, pero si tienen una enfermedad crónica, no se recomienda. Y ya ves el CDC, la mitad de su gente tampoco se vacunó. No hay un parámetro de referencia.

Y parece que es válido por unos meses, no es vitalicio, medio año después caducará, no tiene sentido. Es que estoy bastante contrariado con este tema. Las palabras del médico, de hecho, es también dejar que usted tome su propia decisión, no va a decir puede vacunarse o no puede vacunarse. Es un consuelo psicológico, dijo.

El responsable original del proyecto de ayuda a las grandes enfermedades de la Cruz Roja China, Ren Ruihong, señaló que la información clínica de la vacuna china sinopharm no se ha hecho pública hasta ahora, y los datos del ensayo clínico de la fase III expuestos por los medios de comunicación extranjeros muestran ahora que la eficacia es escasa. Pero dijo que esto era totalmente esperado.

La eficacia de la vacuna china ya es motivo de preocupación, además de que la vacuna inactivada se desarrolló con las primeras cepas, su eficacia se debilitará rápidamente a medida que el virus mute por la grandes cantidades de variante que va teniendo: «Su eficacia siempre ha sido un tema muy controvertido, su efectividad es muy baja, lo cual es conocido por todos.

En el último estudio de Pfizer, si aparece un virus mutado, solo hace un ligero ajuste, se le inyectaría tercera o cuarta dosis de vacuna, de esa manera puede resistir completamente el virus mutado. Pero las vacunas inactivadas, incluidas las de adenovirus, ofrecen una protección significativamente menor contra este virus mutado».

La eficacia de las vacunas en China se cuestiona repetidamente

Un año después del brote del virus del PCCH, los países de todo el mundo han empezado a lanzar vacunas contra el virus del PCCH (COVID-19). Los países occidentales han optado generalmente por las vacunas de Moderna y Pfizer, ambas vacunas de ácido ribonucleico (ARN) que utilizan el principio de la vacuna de ARN para extraer una parte de la proteína codificada por ARN del virus para producir la vacuna.

Algunos países en vías de desarrollo y algunos países asiáticos han recibido vacunas nacionales chinas, como Sinovac y Sinopharm, que son vacunas inactivadas elaboradas con patógenos muertos que inducen la inmunidad celular principalmente a través de los antígenos que contienen.

Sin embargo, con la venta en el extranjero de las vacunas contra el virus del PCCH han surgido problemas. En la actualidad, Sinovac Biologicals está involucrada en juicios en Brasil, Turquía e Indonesia. Un artículo publicado en la revista The Lancet, una autorizada revista médica, reveló que los datos de Sinovac Biologicals, con sede en Beijing, mostraban que los sujetos a los que se administró la vacuna tenían niveles más bajos de anticuerpos que los que se recuperaron del nuevo coronavirus.

Los datos publicados por Brasil a principios de este año mostraron que la tasa de eficacia global de la vacuna contra el virus del PCCH desarrollada por la empresa china Sinovac Biologicals era del 50,4%. Esa cifra apenas alcanza el umbral exigido por los reguladores mundiales y es un aprobado, pero está muy por debajo del 78% anunciado por Brasil la semana pasada.

Sinopharm también participa actualmente en demandas médicas en 10 países de todo el mundo, como los Emiratos Árabes Unidos, Egipto, Jordania, Perú y Argentina, en las que participan hasta 60.000 voluntarios.

En diciembre del año pasado, Radio Free Asia informó de que al menos 17 chinos estaban infectados por el virus del PCCH en Angola, 16 de ellos procedentes de una empresa estatal china en la provincia de Lunda Norte. Según las fuentes, todos los trabajadores recibieron una vacuna desarrollada por «Sinopharm» antes de salir del país.

Además de los chinos mencionados que fueron vacunados contra el virus PCCH, 47 empleados chinos en Uganda fueron infectados; se confirmó que 300 de los 400 empleados chinos de la empresa de construcción de energía de Tianjin en Serbia estaban infectados, la mayoría de los cuales fueron vacunados contra el virus PCCH por el Grupo Sinopharm de China antes de salir del país.

Te invitamos a ver el video:

Editor: Yuan Mingqing
Reporter: Chu Yun Jin
Versión original en chino: soundofhope.org

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios