Mientras el ex presidente Trump bloqueaba los viajes de China a Estados Unidos a principios del año pasado, el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas (NIAID) donde el Doctor Anthony Fauci es Director, estaba financiando a los investigadores del Instituto de Investigación de Virología de Wuhan para que escribieran un estudio destinado a «promover una cooperación más estrecha entre el gobierno de Estados Unidos y el PCCh», según reveló en exclusiva el medio estadounidense National Pulse el jueves 10 de junio.

El informe, titulado “La investigación ecológica sinérgica entre China y EE.UU. es esencial para la preparación de las enfermedades infecciosas emergentes a nivel mundial” fue publicado el 3 de febrero de 2020, fue redactado por investigadores de la Alianza para la Salud Ecológica y varias instituciones científicas dirigidas por el PCCh, entre ellas el Laboratorio de Wuhan.

Según el National Pulse, la Alianza Eco Salud está dirigida por Peter Daszak, el autoproclamado creador del virus «asesino». Tanto la coalición como el laboratorio de Wuhan han sido objeto de un creciente escrutinio por su posible papel en el origen y encubrimiento del virus del PCCh (Nuevo Coronavirus).

El informe de 14 páginas es el resultado de una colaboración de dos años entre investigadores chinos y estadounidenses que también incluyó dos simposios sobre «Fronteras en la ecología y la evolución de las enfermedades infecciosas» celebrados en Shenzhen, China, y en la Universidad de California, Berkeley, en 2018.

El congreso tenía dos objetivos: el primero era revisar los avances recientes en la investigación de la ecología y las enfermedades infecciosas e identificar las principales lagunas que aún existen en los datos, la información y los conocimientos; el segundo era identificar las áreas prioritarias de investigación y discutir posibles mecanismos de colaboración conjunta e internacional en las actividades de investigación y educación en la investigación de la ecología y las enfermedades infecciosas.

El artículo, publicado en Eco Salud, la revista oficial de la Alianza Eco sanitaria, afirma que la colaboración entre Estados Unidos y China es la clave para detener futuras pandemias. El documento sugiere que «la cooperación internacional, especialmente entre China y Estados Unidos, es fundamental para movilizar los recursos y las fuerzas científicas necesarias en una estrategia de preparación para la pandemia».

El documento también reclama un «frente unificado de investigación» entre Estados Unidos y China, argumentando que «la naturaleza global de las amenazas de enfermedades infecciosas emergentes y re emergentes harán que la cooperación internacional sea crítica. Especialmente en la preparación para las enfermedades infecciosas emergentes (EID), se necesita la cooperación y el liderazgo entre estos dos países, China y Estados Unidos». «Si China y Estados Unidos ofrecen un frente unificado para la investigación y el progreso en la preparación para la EID, el mundo estará mejor preparado para contener la próxima pandemia».

Sin embargo, la verdad es que el PCCh no ha comunicado a Estados Unidos ni a la OMS los resultados de las investigaciones realizadas por China hasta la fecha; sólo quiere robar a los demás, según el informe. El PCCh sigue encubriendo la verdad, y ni siquiera deja que los científicos estadounidenses vayan a Wuhan a investigar. Así que algunos piensan que Fauci es un ingenuo y que sabe muy poco sobre el PCCh. Lo que menciona el PCCh como «ganar-ganar» en realidad para ellos es ganar dos veces.

El documento concluye: «Dada la desarrollada infraestructura científica de China, las inversiones actuales en ciencia básica, virología y biotecnología, China es un próximo paso digno para que la comunidad sanitaria mundial realice inversiones significativas en la formación en ecología de las enfermedades».

Sin embargo, muchos científicos señalan que en realidad, la colaboración entre la Alianza Eco Salud, financiada por los contribuyentes y sus socios del laboratorio de Wuhan son la causa probable de la aparición del virus PCCh (Nuevo coronavirus). Varios de los autores del trabajo recibieron financiación de los Institutos Nacionales de Salud (NIH), entre ellos la investigadora Heidi Brown, quien también recibió financiación del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas del Dr. Fauci.

El documento financiado por el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas también incluía a muchos científicos de instituciones controladas por el comunismo. Cabe destacar que Shi Zhengli, «Batwomen», que participa en la investigación del Coronavirus tipo SARS en el Instituto de Virología de Wuhan, también figura como coautor.

Sin embargo, el Dr. Fauci intentó recientemente exculparse de haber financiado los experimentos de Shi en una audiencia con el senador estadounidense Rand Paul. De hecho, investigadores de la Academia China de Ciencias, controlada por los comunistas, el Centro Chino de Control y Prevención de Enfermedades, el Ministerio de Educación y cinco universidades también son coautores del documento.

Además, el Dr. Fauci dijo recientemente en público que el ataque contra él era un ataque a la «ciencia». No es de extrañar que Trump lo satirizara diciendo que no es «ciencia» sino «ciencia ficción».

En su declaración del jueves 10 de junio, el presidente Trump dijo: «Los llamados expertos como el Dr. Fauci se han equivocado sobre el papel de los laboratorios de Wuhan y el PCCh en la pandemia. ¿Imagina cuánto peor habrían sido las cosas si hubiera seguido el consejo del Dr. Fauci y nunca hubiera cerrado los viajes (y otras cosas) desde China? Al Dr. Fauci le gusta decir que es «ciencia», pero en realidad sólo es «ciencia ficción».

Reportero: Chung Hin

Editora:  Zhang Lily

Versión en chino: https://www.soundofhope.org/post/514772?lang=b5

 

Nos interesa tu opinión, deja tus comentarios

comentarios